El chicle de regaliz

chicle

En la década de los 60 se podían comprar en los quioscos unos chicles de la empresa Chicles Americanos S.A., que a pesar de su nombre estaba afincada en Madrid. Los chicles se llamaban Cosmos.

Eran chicles de fresa, menta y… ¡regaliz!

Un chicle negro que parecía un trozo de suela de goma o un pedazo de neumático pero que tenía un intenso sabor a regaliz. ¡Y te dejaba la lengua negra!

No sabías qué era lo mejor, si el aspecto, el color, el sabor o que te dejara tintada la lengua. O el cromo, porque también llevaba cromos. De naves y estaciones espaciales y demás.

chicle

Ya no existen. A Homo nostalgicus le gustaría poder volver a saborear uno de esos chicles negros. Para recordar el sabor y para poder coger algo de color, aunque fuera en la lengua.

www.nostalgika.es

 

 

¿Qué recuerdas?
¿Recuerdas el chicle?
¿Qué te parecía el sabor?
¿Y los cromos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *